Distorsiones cognitivas: La catastrofización.

El catastrofismo es una distorsión del tipo que aumenta lo negativo de las situaciones, y es por lo normal el tipo de idea que causa sensaciones de ansiedad, esa sensación que nos da a veces cuando estamos por presentar un examen, hablar en frente de otras personas, o haciendo planes hacia el futuro.

Catastrofizamos cuando imaginamos que lo que va a pasar será lo peor que podría pasar, o aún peor, que no tendremos las habilidades para poder manejar la situación, estas dos situaciones causan estrés y ansiedad y afortunadamente pueden combatirse con un análisis sencillo.

¿Cómo “descatastrofizar”?

El problema con la catastrofización, es que pensamos que la situación realmente es más grave de lo que parece, y lo que nos causa ansias al final son nuestras ideas.

La forma de vencerla es buscar pruebas de las situaciones, y pensar lo más lógico posible, analizar:

  1. La situación.
  2. El problema de la situación (que es lo que vemos catastrófico).
  3. Los hechos (ósea, las cosas que sí son ciertas, y que nos ayudan a tener toda la perspectiva).
  4. Encontrar soluciones a esos hechos, en lugar de bloquearnos por las ideas exageradas, un ejemplo de este análisis es el siguiente:
  • Situación: Hablaré en público.
  • Problema: Se me va a olvidar y los demás pensarán que soy incompetente y eso es terrible.
  • Hechos:
    • Los demás están muy ocupados en sus propios asuntos como para notar cada cosa que haga mal (celular, tomar apuntes, seguir el hilo de mi tema).
      • Solución a hecho #1: No preocuparme tanto, no tendré toda la atención de los demás y no se darán cuenta de cada error que pudiera hacer.
    • Si hablo más despacio, puedo pensar mejor.
      • Solución a hecho #2: Hablar más despacio, no hay prisa, y si me puedo expresar mejor a otro ritmo, vale la pena tratar de cambiarlo y ver qué pasa.
    • Si lo hago mal, puede deberse más a mi preocupación que a mi capacidad.
      • Solución a hecho #3: Separar, el problema puede no ser mi capacidad, sino mis nervios, es importante sentirme segur@ de que puedo para hacerlo mejor.
    • La gente usualmente es comprensiva con los nervios, ¡a la mayoría de personas le da pena hablar en público!
      • Solución a hecho #4: Comparación positiva, si la mayoría de personas se ponen nerviosas, mis nervios son normales, es cómo los afronto la diferencia.

Centrarnos en lo positivo y en los hechos nos ayuda a que lo catastrófico sea un reto aún, pero podamos generar soluciones, ¡con soluciones no hay cosas catastróficas, sólo cosas indeseables, pero manejables!

Si te interesa conocer más sobre la distorsión, puedes leer este artículo con una perspectiva más práctica: https://psicarlosmorales.com/2018/04/30/pensamientos-negativos-la-catastrofizacion/

Publicado por Carlos Morales

Soy psicoterapeuta de enfoque clínico cognitivo conductual con 7 años de experiencia con niños, adultos y parejas. Escribo en esta página y en Facebook para explicar mejor sobre usos prácticos de la psicología, además de promocionar mis servicios por medio de la información, mi mayor interés es orientar de forma comprensible cómo sirve la psicología para derribar mitos y dar herramientas para mejorar la calidad de vida de las personas.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: